Archivo de la etiqueta: moodle

WordPress, ecommerce y Moodle: todo en uno

logotipo WordPressQue WordPress es el CMS más popular del mercado no es ningún secreto, tal y como indican los numerosos estudios y estadísticas elaboradas al respecto. WordPress comenzó siendo una plataforma idónea para el desarrollo de blogs pero, con el tiempo, se ha convertido en un gestor de contenidos (CMS) de amplias posibilidades.

Existe un debate ya antiguo (dentro de la “antigüedad” que pueden tener los debates sobre los CMS) sobre cuál es el gestor de contenidos más potente. No faltan los defensores de Joomla, Drupal u otras alternativas. En mi opinión cada CMS tiene su ámbito de actuación natural. De Joomla me reservo mi opinión, aunque sin negar que no es la opción que más me gusta. Drupal parece una buena elección para proyectos de cierta envergadura aunque, como veremos, WordPress se está convirtiendo una alternativa óptima para una gran cantidad de proyectos de de gama media/alta. Y qué mejor para exponer esta idea que un proyecto que hemos entregado a un cliente en las últimas fechas.

Se trata de la web de Galeno 2.0, una empresa situada en Oviedo dedicada a la consultoría y a la formación y, efectivamente, se ha desarrollado en WordPress. Esta web puede ser un buen ejemplo de la posibilidades de este popular CMS, ya que incluye muchas funcionalidades (solicitadas por el cliente) que van mucho más allá de lo que una visión epidérmica de este gestor de contenidos puede darnos a entender.

Portada de Galeno 2.0

Portada de Galeno 2.0

Las características de partida de WordPress han mejorado ostensiblemente en los últimos años. La estructura de la información está basada, como siempre, en entradas (post) y en páginas para contenidos estáticos (estáticos a priori). Pero en los últimos años se han multiplicado las web que incluyen campos personalizados (custom fields) y taxonomías personalizadas (custom taxonomies). Desde el momento en que se abre la puerta a la implementación de estas estructuras de datos personalizadas, WordPress nos permite llegar allí donde deseemos. De hecho, la web de Galeno 2.0 incluye funciones “inesperadas” en un CMS tan “básico” para aquellos que lo desconocen:

  • Intranet para clientes con repositorio de documentación
  • Sistema de encuestas y comunicación con dichos clientes.
  • Sistema de tienda online (ecommerce) para la comercialización de cursos presenciales, online o mixtos.
  • Matriculación automática en Moodle (plataforma de elearning) en conexión con la tienda online.
  • Adaptación a dispositivos móviles como tablets o smartphones (responsive web design)
  • Multilingüismo en la gestión de contenidos.
  • Y, por supuesto, un diseño y una maquetación totalmente adaptadas a las necesidades del cliente.

¿Quién iba a decir hace 10 años (e incluso menos) que se podría construir un sitio web de estas características con WordPress? La respuesta: casi nadie. 

Además, WordPress aporta una serie de ventajas innatas más conocidas como:

  • Un backend (área privada de administración) orientado a facilitar la experiencia de usuario bajo parámetros de usabilidad muy ventajosos.
  • Una comunidad muy dinámica de usuarios y desarrolladores que nos ofrecen una gran cantidad de plugins, resolución de problemas, etc.
  • WordPress se considera el CMS más SEO-friendly, siendo muy eficaz en el posicionamiento orgánico de sus contenidos en los buscadores.
  • Aporta un alto grado de conectividad con otras aplicaciones web (en este ejemplo con Moodle)
  • Es ágil, versátil, seguro y, sobre todo escalable para todo tipo de proyectos.
  • Y quizá la ventaja más destacable: el abaratamiento de costes de producción y desarrollo que conlleva este CMS que, lógicamente, se traslada al cliente final

En definitiva, WordPress puede y debe  ser considerado (y de hecho ya lo es en muchos sectores) como una alternativa integral para los proyectos web que requieren la mayoría de las empresas y entidades. Evitemos por tanto caer en prejuicios (cada día menos) extendidos e infundados.

Quiero un LMS: ¿Por qué Moodle?

Cada día son más los organismos e instituciones de todo tipo que optan por “dar el salto” al e-learning (formación online) a través de un LMS. Un LMS (o Sistema de Gestión del Aprendizaje) no es más que una plataforma web que nos permite administrar todo lo relativo a los contenidos de los cursos, los usuarios, las comunicaciones dentro del aula virtual, las actividades y un largo (y variable) etcétera.

Formación online

Lógicamente, lo primero que habría que definir son las necesidades específicas que tiene la entidad que quiere implantar una plataforma e-learning. Y es que esas necesidades pueden variar dependiendo el ámbito en el que se quiere implantar la formación online. No es lo mismo un organismo público que una empresa, como no es lo mismo un centro de formación especializado en una materia determinada que una universidad. Los potenciales usuarios de dicha plataforma pueden ser desde el público en general hasta los empleados de una determinada empresa. Y éstos pueden ser pilotos de avión, personas desempleadas o extranjeros que quieren aprender el idioma del país en el que residen. Por tanto, el abanico de posibilidades y/o necesidades es prácticamente infinito.

Estas líneas no pretenden dar una respuesta global, ni siquiera genérica, a una casuística tan inabarcable. Existen muchas plataformas LMS en el mercado, algunas de software propietario como Design2Learn, Blackboard o eCollege. Y también existen plataformas basadas en código abierto como Atutor, .LRN, Dokeos, etc.

Plataformas Moodle

Mi experiencia durante los últimos años me ha llevado a trabajar a menudo con un LMS en particular: Moodle. Todo parece indicar que Moodle se ha afianzado como el LMS más popular entre los usuarios de todo el mundo, tal y como muestra esta infografía. Sin entrar en comparaciones y mucho menos en descalificaciones de otras alternativas, sí me gustaría dar algunos argumentos que hacen de Moodle una opción ventajosa a la hora de implementar un LMS. Son estas:

  • Moodle es software libre, lo que implica un abaratamiento en la implementación del mismo: Buena parte de las funcionalidades necesarias vienen “de serie” y gratis en la instalación de Moodle. A partir de ahí somos los profesionales los que adaptamos Moodle a las necesidades del la empresa o entidad que quiera utilizarlo. Y lo hacemos a tanto a nivel funcional como de diseño o de conexión con otras herramientas.
  • Moodle está especialmente diseñado para el aprendizaje en base al constructivismo  pedagógico. Esto potencia la cooperación y el intercambio entre el profesorado y el alumnado.
  • Moodle permite organizar los cursos de una manera coherente a través de temas y elementos fácilmente reconocibles por la comunidad educativa. Además permite controlar el flujo de las unidades didácticas y los contenidos de cara a generar debates y reflexiones en grupo (entre el propio alumnado o con los tutores)
  • Moodle es flexible a la hora de compartir contenidos de todo tipo. Documentos, vídeos, actividades, etc. Además es fácil de conectar con todo tipo de herramientas web y redes sociales como Youtube, Google Docs, Dropbox, Twitter, RSS, etc. Y, por supuesto, nos permitirá incrustar paquetes en el estándar SCORM.
  • Moodle es fácil de usar. Con su estructura modular, menus desplegables, textos explicativos y una cuidada usabilidad Moodle está al alcance de cualquiera. Una vez aprendidos los conceptos básicos, gestionar Moodle es un juego de niños.

En definitiva, Moodle es una opción idónea de cara a implantar acciones formativas en internet, Estamos ante una herramienta potentísima y adaptada a las nuevas tendencias y posibilidades de la web. Y, además… nos permite ahorrar dinero.

Otro día os hablaré de las herramientas de autor.

 

Quiero un LMS: ¿Por qué Moodle?

Cada día son más los organismos e instituciones de todo tipo que optan por “dar el salto” al e-learning (formación online) a través de un LMS. Un LMS (o Sistema de Gestión del Aprendizaje) no es más que una plataforma web que nos permite administrar todo lo relativo a los contenidos de los cursos, los usuarios, las comunicaciones dentro del aula virtual, las actividades y un largo (y variable) etcétera.

elearning

Lógicamente, lo primero que habría que definir son las necesidades específicas que tiene la entidad que quiere implantar una plataforma e-learning. Y es que esas necesidades pueden variar dependiendo el ámbito en el que se quiere implantar la formación online. No es lo mismo un organismo público que una empresa, como no es lo mismo un centro de formación especializado en una materia determinada que una universidad. Los potenciales usuarios de dicha plataforma pueden ser desde el público en general hasta los empleados de una determinada empresa. Y éstos pueden ser pilotos de avión, personas desempleadas o extranjeros que quieren aprender el idioma del país en el que residen. Por tanto, el abanico de posibilidades y/o necesidades es prácticamente infinito.

Estas líneas no pretenden dar una respuesta global, ni siquiera genérica, a una casuística tan inabarcable. Existen muchas plataformas LMS en el mercado, algunas de software propietario como Design2Learn, Blackboard o eCollege. Y también existen plataformas basadas en código abierto como Atutor, .LRN, Dokeos, etc.

moodle

Mi experiencia durante los últimos años me ha llevado a trabajar a menudo con un LMS en particular: Moodle. Todo parece indicar que Moodle se ha afianzado como el LMS más popular entre los usuarios de todo el mundo, tal y como muestra esta infografía. Sin entrar en comparaciones y mucho menos en descalificaciones de otras alternativas, sí me gustaría dar algunos argumentos que hacen de Moodle una opción ventajosa a la hora de implementar un LMS. Son estas:

  • Moodle es software libre, lo que implica un abaratamiento en la implementación del mismo: Buena parte de las funcionalidades necesarias vienen “de serie” y gratis en la instalación de Moodle. A partir de ahí somos los profesionales los que adaptamos Moodle a las necesidades del la empresa o entidad que quiera utilizarlo. Y lo hacemos a tanto a nivel funcional como de diseño o de conexión con otras herramientas.
  • Moodle está especialmente diseñado para el aprendizaje en base al constructivismo  pedagógico. Esto potencia la cooperación y el intercambio entre el profesorado y el alumnado.
  • Moodle permite organizar los cursos de una manera coherente a través de temas y elementos fácilmente reconocibles por la comunidad educativa. Además permite controlar el flujo de las unidades didácticas y los contenidos de cara a generar debates y reflexiones en grupo (entre el propio alumnado o con los tutores)
  • Moodle es flexible a la hora de compartir contenidos de todo tipo. Documentos, vídeos, actividades, etc. Además es fácil de conectar con todo tipo de herramientas web y redes sociales como Youtube, Google Docs, Dropbox, Twitter, RSS, etc. Y, por supuesto, nos permitirá incrustar paquetes en el estándar SCORM.
  • Moodle es fácil de usar. Con su estructura modular, menus desplegables, textos explicativos y una cuidada usabilidad Moodle está al alcance de cualquiera. Una vez aprendidos los conceptos básicos, gestionar Moodle es un juego de niños.

En definitiva, Moodle es una opción idónea de cara a implantar acciones formativas en internet, Estamos ante una herramienta potentísima y adaptada a las nuevas tendencias y posibilidades de la web. Y, además… nos permite ahorrar dinero.

Otro día os hablaré de las herramientas de autor.